Categoría: Conoce nuestro trabajo

TRANSPARENCIA III: UN NUEVO MODELO, EMPEZAMOS POR TI

En la anterior entrada del blog sobre transparencia nos centramos en cómo nosotros mismos validamos el modelo propuesto por Viviendea, en el que, recordemos, empezamos por el usuario final y no dejamos para el final al comprador de la vivienda.

También te contamos las ventajas que tienes como usuario dándote de alta en la plataforma para que el proceso de compra de tu futura vivienda empiece por ti de la manera que más se ajusta a tus necesidades.

Y todo ello, para poneros en contacto a vosotros, a los compradores de vivienda de obra nueva, a la demanda de vivienda, con los agentes que son capaces de generar la oferta, las viviendas, pero ¿qué viviendas? Pues las que más se ajusten a vuestras necesidades.

Y esos agentes capaces de generar la oferta ¿qué beneficios tienen por usar el modelo (ya validado) propuesto por Viviendea?

Leer más

Modelo de negocio por aquí… modelo de negocio por allá

Uno de los valores que queremos trasladarte es la transparencia. Y como lo queremos para todo el proceso inmobiliario vamos a empezar por nosotros mismos. Muchos nos preguntáis por nuestro modelo de negocio, pues hoy nuestro compañero Igor Fernández Plazaola nos lo cuenta.

Modelo de negocio, manida y socorrida expresión hoy en día. En el mundo del emprendimiento, en las Startup, en las escuelas de negocio, en las instituciones académicas, en los círculos empresariales y en los medios de comunicación la expresión… Modelo de negocio. Está en boga y parece que en boca de todos.

En España el número de emprendedores ha crecido de manera exponencial, sobre todo desde el inicio de la crisis. Pero a pesar de que se crean muchas empresas su esperanza de vida es de las más bajas de la OCDE. Según cifras del colegio de registradores, en 2017 se batió el récord de cierre de empresas con 28.754. Atendiendo a datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) transcurridos los 5 primeros años solo sobreviven el 40% de las empresas creadas. Alguno de los múltiples factores que apuntan a esta situación es la atomización empresarial, la falta de financiación, el pequeño tamaño de la mayoría de ellas, la falta de grandes corporaciones o la excesiva dependencia del mercado nacional. Hay autores y empresarios como Mark Kavelaars (consejero delegado de Swanlaab), Joaquín Maudos (director del IVIE y catedrático de economía), o la confederación española de pequeña y mediana empresa (Cepyme), que apuntan a la educación y la falta de profesionalización como causas latentes. Parafraseando a Lord Kelvin lo que no se define no se mide, lo que no se mide no mejora y lo que no mejora indefectiblemente empeora.

Por ello un aspecto esencial en la gestión empresarial es la definición del modelo de negocio. Hoy desde Viviendea queremos compartir con vosotros nuestra visión al respecto. ¿Qué entendemos por Modelo de Negocio?

  1. Definición
  2. Elementos clave
  3. Número mínimo
  4. Éxito
  5. Temporalidad
  6. Ejemplos
  7. Nuestro modelo de negocio

 

  1. Las definiciones que hoy en día podemos encontrar a la expresión modelo de negocio son múltiples y muy diversas, dependiendo de dónde provengan, del ámbito académico, del institucional o del empresarial.

Una de las definiciones básicas generalizadas y más aceptadas establece que un modelo de negocio es el elemento que describe la manera racional cómo una organización crea, entrega y captura valor (Osterwalder 2010).

Sin embargo, en Viviendea, de todas las disponibles nos gusta particularmente la que define un modelo de negocio como el número mínimo de elementos clave necesarios para enfocarse hacia el éxito de un negocio. Ahora bien, de esta definición se hacen discutibles diferentes conceptos como “elementos clave”, “número mínimo” y “conseguir el éxito” que analizaremos a continuación.

  1. Denominamos elementos clave a aquellas ideas básicas que subyacen en el corazón de lo que la empresa quiere hacer o desarrollar. Los elementos clave son los conceptos que forman el ADN de la idea de negocio o empresa, en función de la fase del ciclo empresarial en el que nos encontremos. Se trata de las ideas fuerza que deben guiar todas y cada una de las decisiones empresariales que se tomen. Este carácter de columna vertebral de la empresa es lo que hace que los gestores se las deban grabar a fuego en su subconsciente y las deban tener siempre presentes. Si bien es cierto que, como veremos más adelante, esto no las hace conceptos o ideas inamovibles o atemporales.
  2. En lo que concierne al número mínimo es un tema que en la literatura presenta una amplia variación, podemos encontrar textos que apuntan a un máximo de 10-12 elementos mínimos clave. Sin embargo, nuestra propia experiencia nos hace inclinarnos por un máximo de 5 elementos que realmente forman parte de nuestro ADN. Como parte de la definición se establece que ha de ser un número mínimo, pero lo que más debe condicionar es que el total de elementos clave seleccionados debe formar parte de cualquier decisión empresarial y debemos ser capaces de gestionarlas todas y por supuesto que no entren en conflicto. Es por ello que abogamos por el menor número de elementos clave posibles. Los imprescindibles para definir y tomar decisiones empresariales.
  3. Sin entrar en definiciones ni debates filosóficos de qué podemos considerar éxito, podemos convenir que se trata de un concepto muy personal sobre todo en los momentos incipientes de un proyecto empresarial. Sobre lo que sí existe un consenso en la gestión empresarial es que se hace imprescindible cuanto antes discutir y acordar las métricas (cualesquiera que sean) que se observarán para establecer si los objetivos fijados como éxito han sido alcanzados.

Se pueden establecer métricas sobre lo que los emprendedores consideren oportuno, algunas de vertiente económico como facturación, beneficio, dividendos o precio de ticket medio. Otras de vertiente financiera como podrían ser disminución de deuda, cierre de rondas de inversión o consecución de líneas de crédito. El carácter comercial también puede formar parte de las métricas y por tanto del éxito, cómo el número de clientes, contratos firmados, leads cualificados obtenidos, ratios de conversión… Ya está admitido como un referente en lo que a desarrollo empresarial se refiere el carácter social y por tanto podríamos establecer métricas de éxito tales como la generación de empleo, la estabilización y calidad del mismo, los beneficios sociales, los acuerdos con terceras partes, la satisfacción de los stakeholders (partes interesadas o involucradas).

Las métricas de cada uno de los proyectos empresariales son tan personales cómo secretas y poco se sabe sobre ellas. El concepto personal de éxito es lo que imprime ese carácter a las mismas.   

  1. Cómo ya hemos avanzado anteriormente, en lo que se refiere a la temporalidad de los modelos de negocio, es algo en lo que, contrariamente a los conceptos anteriores, sí que existe un cierto consenso. Los modelos de negocio deben ser revisados cíclicamente dado el carácter volátil del mercado y la sociedad actual. Los modelos de negocio se deben revisar, analizar y actualizar conforme a un análisis del entorno y en función del plan estratégico de la empresa. El tiempo de validez de cada modelo de negocio varía en según cada empresa, pero sobre todo según el sector en el que se encuentre operando, dado que hay sectores más competitivos y cambiantes como los tecnológicos y sectores más tradicionales como es el nuestro, el inmobiliario o el de la edificación.
  2. Una buena manera de bajar todos estos conceptos al suelo es utilizar ejemplos de empresas conocidas. Algunos de los modelos de negocio y sus elementos mínimos clave tal cual se explican en las escuelas de negocio son:
  • Telepizza · Pizza, caliente, en casa, en 30 minutos.
  • Google · Servicios muy útiles y necesarios gratuitos on-line.
  • Amazon · Cualquier producto vendible, en casa a un precio económico.
  • Facebook · Facilitar compartir experiencias entre amigos.
  1. Visto todo lo anterior solo nos queda abriros nuestro corazón, desvelaros nuestro secreto… nuestro modelo de negocio. Somos una startup, y como tal nos movemos en un ámbito de tremenda incertidumbre (Osterwalder 2010). Si a esto le sumamos los puntos anteriores, conceptualmente, nuestro modelo de negocio sería inestable. Sin embargo, una vez decidido y testeado el modelo de negocio y dado el carácter tradicional y no extremadamente competitivo del sector de la edificación, llegamos a la conclusión de que se trata de modelo de negocio que podrá perdurar más en el tiempo.
  • No otra burbuja inmobiliaria.
  • Plataforma on-line de análisis de la demanda inmobiliaria real basada en usuarios.
  • Estimular la oferta para que se adapte a la demanda.
  • Revertir el modelo tradicional.
  • Transparencia en una de las inversiones más fuertes y complejas de una familia.

 

Como conclusión podemos decir que a nivel de gestión es imprescindible trabajar con el equipo cuál es nuestro modelo de negocio. Plasmar el mismo nos ayudará a tomar decisiones empresariales y estratégicas. A pesar de la importancia del mismo hay que ser conscientes que el modelo de negocio es un concepto vivo que debe adaptarse a las circunstancias temporales.

 

Como ya hemos comentado queremos que el proceso que te lleve a disponer de una vivienda en propiedad sea lo más transparente posible.

Ya nos conoces. Sabes dónde y cómo queremos ir.

¿Nos acompañas?

Perfecto, empezemos; ¿dónde y cómo quieres vivir?

 

¿Buscas Vivienda o Viviendeas?

Las nuevas plataformas de comercialización de viviendas se cuelan en la jornada ‘Edificar Hoy’, de Castellón Plaza

Pese a las reticencias del sector de la construcción, el mercado de la vivienda parece haber roto definitivamente con el modelo clásico de comercialización. Cada vez son más las plataformas que, aprovechando las tecnologías, ofrecen a todos los agentes, nuevas alternativas en alguna de sus fases. Es el caso de Viviendea, la primera plataforma digital de España que altera el proceso tradicional en la adquisición de la vivienda partiendo de los intereses de los demandantes. Esta ha sido la principal razón por la que Castellón Plaza, el nuevo diario digital de Ediciones Plaza, ha invitado a Sergio López, el CEO de la plataforma incorporada por Lanzadera al programa CBRE,  a una de las mesas redondas que tendrán lugar el próximo 24 de octubre dentro de la jornada ‘Edificar Hoy’, patrocinada por Caixabank.

El acto se celebrará en el hotel INTUR de Castellón, y en él participarán representantes de algunas de las figuras más destacadas del mercado inmobiliario para debatir sobre los nuevos modelos de construcción y comercialización, tendencias emergentes de promoción inmobiliaria, o tecnologías aplicadas al sector de la vivienda.

Sergio López intervendrá en la segunda mesa redonda, que tendrá lugar entre las 11:00 h y las 11:45 h, y que llevará por título ‘Nuevas formas de comercialización inmobiliaria’. El fundador de Viviendea explicará por qué esta plataforma propone un cambio considerable en el funcionamiento del proceso inmobiliario, poniendo la demanda en primer lugar y adaptando a sus necesidades el resto de actores que intervienen.

Junto con López, participarán en esta mesa Alberto Menasach, de Fincas La Plana; Gonzalo Gortázar Rotaeche, presidente de Caixabank, y Sergio Gálvez, director de estrategia de Aedas Home. El director de Castellón Plaza, Ángel Báez, será el encargado de moderar el debate.

A continuación pueden consultar el programa completo de la jornada.

JORNADA organizada por CASTELLÓN PLAZA y patrocinada por CAIXABANK.

Temática: EDIFICAR HOY

Castellón 24 de octubre de 2018

Hotel INTUR de Castellón

9:30 – 10:00 h. PRESENTACIONES

  • CASTELLÓN PLAZA, Enrique Lucas, presidente Ediciones Plaza
  • CAIXABANK, Xicu Costa, Director territorial Comunidad Valenciana de Caixabank

10:00 – 10:15 h. PONENCIA: TECNOLOGÍA BIG DATA PARA EL SECTOR

Roberto Knop de JLL

10:15 – 11:00 h. 1ª MESA: NUEVAS TENDENCIAS DE LA PROMOCIÓN INMOBILIARIA

Participantes:

Avintia, Antonio Martín, CEO

Neinor, Juan Velayos, CEO

Porcelanosa, Sr.Colonques

Housers, Vicente González, CEO Spain

Modera: Asociación de promotores CV

11:00 – 11:45 h. 2ª MESA: NUEVAS FORMAS DE COMERCIALIZACIÓN INMOBILIARIA

Participantes:

Fincas La Plana, Alberto Menasach

CAIXABANK, pte

Viviendea, Sergio López, CEO

Aedas Homes, Sergio Gálvez, director de estrategia.

Modera: Ángel Báez, director Castellón Plaza

11:45 – 12:00 h. CLAUSURA INSTITUCIONAL

Helena Beunza, Secretaria general de Vivienda

Lo que hace un arquitecto en tu vivienda de obra nueva

Detrás de Viviendea hay un equipo de arquitectos, arquitectos técnicos y gestores que te ofrecen directamente sus servicios para que tengas una vivienda lo más ajustada posible a tus necesidades.

Creemos en el valor que, como profesionales, aportamos a todo el proceso que te llevará a disfrutar de esa vivienda tal cual la deseas.

También somos conscientes que, dentro de un sector poco transparente no hemos sabido como colectivo contar cuales son esos valores que aportamos y que se nos ha considerado siempre como un sector elitista e inaccesible. Nada más lejos de la realidad.

Y por eso vamos a contarte lo que hacemos y como lo hacemos. Queremos ser transparentes y que conozcas cuales son nuestras responsabilidades para que puedas vernos como una inversión y no como un gasto.

Hoy hablaremos del arquitecto. Dejamos para otras entradas al arquitecto técnico, a los ingenieros y al gestor, de gran importancia todos ellos también.

Según el Diccionario de la Real Academia Española, el arquitecto es la «persona legalmente autorizada para profesar la arquitectura» y, a su vez, la arquitectura es «el arte de proyectar y construir edificios o el diseño de una construcción»

En nuestro glosario te explicamos, entre otras cosas, quienes son los agentes de la edificación según la Ley 38/199, de 5 de noviembre, de Ordenación de la Edificación, en vigor desde mayo del 2000, entre los que se encuentran el proyectista y el director de obra, funciones que en vivienda de obra nueva, realiza un arquitecto.

Con lo cual, el arquitecto, como proyectista, es el técnico competente que realiza el proyecto por encargo del promotor y, como director de obra la dirige, comprobando aspectos técnicos, estéticos, urbanísticos y medioambientales, según el proyecto redactado.

Ya empiezan a dibujarse nuestras responsabilidades. Términos como «diseño» «proyecto» «aspectos técnicos, estéticos, urbanísticos y medioambientales» implican una gran responsabilidad. Al final, somos los grandes responsables de garantizar la habitabilidad, la seguridad y la funcionalidad de tu futura vivienda, que no es poco.

Pero, ¿cómo trabajamos?

Cuando llega un solar a nuestras manos comprobamos la normativa urbanística del municipio y de la comunidad autónoma y la normativa técnica, tanto de la comunidad autónoma como la estatal, y con ello empezamos a realizar los primeros encajes de las viviendas, siempre teniendo en cuenta el lugar, la ubicación, la orientación, el entorno, anticipando soluciones con las que el edificio deberá responder a todos esos condicionantes externos.

Papel en blanco y a bocetear:

El tipo de producto nos lo marca el cliente en función del estudio de mercado. En Viviendea, nuestro cliente eres tú y tú eres quien nos dice el tipo de vivienda que tenemos que proyectar ¿2 ´0 3 dormitorios? ¿Terraza? ¿bañera o plato de ducha?. Empezamos de cero, proyectamos en función de tus necesidades.

Esas primeras líneas se transforman en el anteproyecto, donde ya definimos de forma gráfica el futuro proyecto arquitectónico. Presentamos planos de plantas, alzados y secciones del edificio y de cada una de las viviendas, para que sean validados por el cliente. El anteproyecto no es un documento válido para iniciar los trámites que permitan solicitar licencia y comenzar las obras. Para ello desarrollamos el Proyecto Básico y el Proyecto de Ejecución.

No nos queremos extender en la definición de cada uno de ellos. Te invitamos a leerte la siguiente entrada del blog administracionpublica.com donde se explica de forma extensa. De forma resumida, el Proyecto Básico es el que define la edificación pero no es suficiente para materializar su construcción. Para ello es necesario el Proyecto de Ejecución, que define de forma pormenorizada todos los aspectos necesarios para poder realizar las obras de edificación.

Validado el Anteproyecto, redactamos el Proyecto Básico, con el que se solicita la licencia de obras en el municipio correspondiente. Mientras se concede la licencia de obras (tema que daría para una entrada independiente de cualquier blog técnico) se desarrolla el Proyecto de Ejecución.

Viviendea_puzol_isométrica

Finalizado el Proyecto de Ejecución, se solicita a varias empresas constructoras que valoren de forma pormenorizada las obras en función de las indicaciones descritas en el citado proyecto. Se realizan los estudios comparativos de cada de las ofertas y se propone al cliente de forma objetiva cual es la mejor.

Designado contratista y con la licencia de obra concedida, empezamos las obras y comenzamos nuestra labor como Directores de Obra, en la que controlamos junto al Director de Ejecución Material (Aparejador, Arquitecto Técnico o Ingeniero de la Edificación), que las obras se ejecuten conforme las indicaciones del proyecto y de la normativa vigente, resolviendo todas y cada una de las dudas que surjan durante la obra. Todo el proceso de ejecución, el control económico, las modificaciones del proyecto o las decisiones técnicas adoptadas quedan debidamente documentadas durante toda la obra. Todo ello para garantizar la funcionalidad, la seguridad y la habitabilidad de tu futura vivienda.

Una vez finaliza la obra realizados el Proyecto Final de Obra y se comienza el proceso para que las viviendas obtengan las oportunas cédulas de habitabilidad y puedan ser entregadas a sus futuros usuarios.

Y todo ello con una responsabilidad civil y penal durante y después de todo el proceso de ejecución, ya que en algunos casos llega a los 10 años tras el final de las obras.

Además de todo ello, podemos responsabilizarnos de otros documentos necesarios para la ejecución de la obra como son el Estudio de Seguridad y Salud o El Estudio de Gestión de Residuos.

No queremos venderte nuestra profesión, queremos que la conozcas. Que sepas lo que hacemos, como lo hacemos y la gran responsabilidad que tenemos en todo el proceso que te llevará a disfrutar de tu futura vivienda.

La próxima vez que necesites de un técnico, compara calidad, no precio.

Y por último, en Viviendea conocerás a tu arquitecto desde el principio del proceso, pudiendo participar en todo el proyecto inmobiliario. ¿Por qué?, muy sencillo, porque tú eres nuestro cliente.

 

Honorarios profesionales: salarios de los arquitectos, arquitecto técnico o aparejadores e ingeniero

RETRIBUCIONES DE LOS PROFESIONALES O TÉCNICOS DE LA CONSTRUCCIÓN

Queríamos reservar esta entrada para otro momento y explicar previamente otros aspectos de nuestra profesión como técnicos (arquitectos, arquitectos técnicos, ingenieros, etc…), para que sepáis cual es nuestra responsabilidad en la ejecución de una vivienda, pero cada día está más en boca de todas la gran batalla que existe hoy en día con las remuneraciones o honorarios profesionales de los arquitectos, arquitectos técnicos o aparejadores y los honorarios de los ingenieros.

Viviendea_blog_casco_bn

En mayo de 1996 desaparecieron las retribuciones profesionales mínimas en nuestras profesiones como medida de liberalización del mercado y para facilitar la competencia.

Durante la época de la burbuja apenas se notaron las graves consecuencias de esa medida, ya que todos los proyectos se materializaban y se cobraban. No se pedía calidad, se pedía rapidez: «Rápido, que hay que levantar la estructura que es cuando se vende»

Sin embargo llegó el cuarto trimestre de 2007 y la burbuja explotó, bueno, explotó la burbuja de una manera tan abrupta que pilló a muchos técnicos, empresas promotoras y constructoras (y a todo el sector en general) a pie cambiado. Cerraron despachos, desaparecieron los encargos, se dejaron de cobrar las facturas… y seguían las deudas.

Viviendea_blog_proyecto_blanco

Y empezamos a cavar nuestra propia tumba laboral. Empezó la batalla por ser el más económico. Se necesitaban los pocos encargos que el mercado inmobiliario generaba y se luchaba y se sigue luchando por ellos a costa de bajar los honorarios profesionales de los técnicos de construcción, no importa la calidad, no importa la responsabilidad, importa enganchar el proyecto y luego ya veremos.

Eso, y la percepción que tiene la sociedad de los técnicos, personajes elitistas, necesarios por ley, en los que en general se desconfía, principalmente por desconocer su principal función, que no es otra que garantizar la funcionalidad, la habitabilidad y la seguridad de la futura vivienda, hace que el cliente acabe escogiendo la mejora oferta sin preocuparse por la calidad.

Los técnicos de la construcción somos personas competentes, que nos hemos formado y que, sobre todo, adquirimos una gran responsabilidad en cada trabajo que realizamos. Una responsabilidad (con unos gastos derivados) que nos persigue en algunos casos durante 10 años.

Viviendea_blog_proyecto_bn

Mucho debates hay en torno a esto. ¿Cómo calculamos los honorarios de los técnicos de construcción? ¿Somos caros? ¿Calculamos horas? y lo principal ¿Cómo se valora la responsabilidad? Demasiadas preguntas y difícil respuesta, lo dejamos para otra entrada.

Y llegó la pelea. Todos al barro. Y los clientes exigiendo precio, precio y precio. ¿Como lo cambiamos y conseguimos que se nos compare por la calidad que aportamos? ¿Te va a dar la misma calidad un técnico que ha pasado la mitad de honorarios que otro? Ya te respondemos nosotros, no.

Lo primero que tenemos que hacer es enseñar mucho más y mejor lo que hacemos, cuales son nuestras obligaciones y nuestras responsabilidades. Tenemos que hacer ver que somos una inversión, no un gasto. Estamos de vuestra parte.

Pero siempre habrá algún compañero dispuesto a hacerlo más barato. Y ahí es donde entra la figura de los honorarios profesionales mínimos en el sector de la construcción, que si no vuelven, deberían de permitirse unos salarios o retribuciones de referencia sobre los que todos partamos por igual, y que sea cada colegio profesional el que permita, de forma justificada, bajar esos honorarios. Compitamos con calidad, no con precio.

Intentemos cambiar el modo de contratar a nuestro técnico. No cojamos al más barato, cojamos al que nos dé más confianza, transparencia y calidad.

En Viviendea trabajamos para que conozcas mejora nuestra profesión y, sobre todo, para que confíes en nosotros.